Artes culinarias/Recetas/Cóctel de algarrobina

De Wikilibros, la colección de libros de texto de contenido libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Cóctel de algarrobina del Restaurante Latin Bites.

El cóctel de algarrobina es un trago que se inicia como un ponche netamente casero. Actualmente se prepara en licuadora, pero en sus inicios se utilizaba una ponchera a base de tazón y batidor manual. En bares sofisticados han llevado su preparación a la coctelera con la que los bármanes preparan sus bebidas.

Historia[editar]

Según relatos históricos, se conoce desde fines del siglo XVII. Los jesuítas españoles asentados en pueblos del este de la ciudad de Chiclayo (norte de Perú) preparaban una bebida combinando vino, huevos y azúcar que era deleite de quienes tenían la suerte de degustar tal preparación.

Un siglo después, algunos arrieros de provincias cajamarquinas como Santa Cruz, llegaban hasta los distritos orientales de Chiclayo para comercializar, entre otros productos, aguardiente de caña más conocido como "yonke", el cual producían en sus valles.

Por esos tiempos, ya era muy conocida la preparación del ponche a base de vino y huevos; en muchos hogares de distritos como Pomalca y Cayaltí se inició la preparación de una bebida similar pero utilizando el yonke proveniente de Santa Cruz y posteriormente utilizando la algarrobina, por tener una consistencia más pesada y que otorgaba un dulzor especial e inconfundible.

Ya a comienzos del siglo XX, con el inicio de la producción de ron, se produjo una segunda variación con el reemplazo del yonke —que tenía un sabor más seco y fuerte—, por el aromático ron que se producía en los cultivos de caña de la hacienda azucarera de Pomalca y, al poco tiempo, se empezó a usar el pisco, destilado nacional peruano, cuya comercialización ya estaba difundida en la ciudad.

Receta[editar]

Ingredientes[editar]

  • 2 oz de leche evaporada
  • 1/2 oz de Pisco
  • 8 cubitos de hielo
  • Chorrito de Algarrobina
  • 2 huevos
  • 4 cucharadas de azúcar
  • Canela en polvo

Preparación[editar]

  • Licuar todos los ingredientes excepto la canela.
  • Empezar con el huevo y luego ir agregando: la leche evaporada, la algarrobina, el pisco, y el azúcar al gusto.
  • Agregar el hielo y seguir licuando.
  • Verificar el sabor y agregar lo que al gusto le parezca necesario.
  • Servir en copas pequeñas individuales como aperitivo y espolvorear encima con canela.

Referencias[editar]

  • Historia y Costumbres, de Hans Heinrich Brüning