Cálculo de un Eclipse Solar y Lunar. Ocultación y Tránsito/Tránsito/Definición de Tránsito

De Wikilibros, la colección de libros de texto de contenido libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Contenidos Capítulo Siguiente

Definición de Tránsito[editar]

El término Tránsito se refiere a aquel planeta que “recorre” o “transita” "sobre" el disco solar siendo de un tamaño muchísimo menor al diámetro del disco del Sol, ambos en medidas angulares.

El tránsito es un recorrido aparente dado que no sólo su trayectoria visible se debe al movimiento orbital del cuerpo que se interpone entre el planeta del observador y el Sol (como la Luna en un Eclipse Solar entre la Tierra y el Sol), sino que también existe el movimiento orbital del planeta del observador mismo. Es decir que en su trayectoria el planeta transita por dicho disco solar estando en un ángulo Planeta del Observador - Sol - Planeta (elongación) cercano a los 0° (Conjunción Inferior).

Desde la Tierra se pueden observar solamente 2 tránsitos, el de Mercurio y el de Venus. Un "marciano" puede observar el de Mercurio, el de Venus y el de la Tierra. Desde Júpiter, se observan los tránsitos de Mercurio, de Venus, de la Tierra y de Marte, y así sucesivamente con los demás planetas.

Entonces, los tránsitos de estos planetas inferiores ocurren:

1° - Cuando las Ascensiones Rectas del planeta y del Sol son iguales (Conjunción Inferior) y
2° - Que el nodo descendente o ascendente planetario se encuentre muy cerca, en minutos de grado, de tal Conjunción Inferior.


Tránsito de Mercurio y de Venus por el disco solar desde el año 1618 hasta el 2125

Tipos de Tránsitos[editar]

Los tránsitos planetarios se clasifican en 2 tipos dependiendo de la distancia angular desde el centro del Sol al nodo descendente o ascendente de la órbita planetaria. Estos son:

- Los tránsitos parciales o tangenciales: el planeta se lo observa recorriendo tal trayectoria de manera tangente al limbo solar, es decir una fracción del disco planetario ingresa por tal limbo. Desde otros puntos distantes de la superficie terrestre se lo observa completamente dentro del disco solar pero en contacto interior.
Hubo tránsitos parciales de Mercurio sobre el limbo solar, es decir como comúnmente se dice “raspando”. En algunas regiones de la Tierra ocurren y en otras se lo ve completamente sobre el disco solar muy cerca del limbo. Los estudiados son: el 28.10.743, el 15.11.1999 y el “próximo” 11.05.2391. Los de Venus fueron en : el 06.12.1631 y el “próximo” el 13.12.2611.
Los casos donde sólo se los observó parcialmente y en el resto de la Tierra fuera del disco Solar fueron, para Mercurio: el 21.10.1342, el 11.05.1937 y el “próximo” el 13.05.2608. Para Venus: 19.11.541 a.C. y 14.12.2854 d.C.
Se “observaron” tránsitos simultáneos de Mercurio y Venus sobre el disco solar el: 22.09.373173 a.C., el “próximo” el 26.07.69163. Un eclipse solar y simultáneamente un tránsito de Venus ocurrirá 05.04.15232, el último fue el 01.11.15607 a.C.
- Aquellos tránsitos donde el disco planetario ingresa y egresa totalmente del disco solar. Dependiendo de la distancia desde el centro solar al nodo ascendente o descendente planetario, la duración del mismo será mayor o menor en tiempo. Será máximo si la trayectoria del planeta pasa justo por el centro solar.

Un poco de Historia. Ciclos de Tránsitos[editar]

El primer astrónomo en observar un tránsito de Mercurio fue Pierre Gassendi el 07.11.1631 y el primero en observar uno de Venus fue Jeremiah Horrocks el 04.12.1639, ambos resaltados en celeste.

Los tránsitos de Mercurio ocurren en los meses de Mayo y Noviembre, mientras que los de Venus en Junio y en Diciembre. En ambos casos, no siempre se dan todos los años sino que hay un ciclo para cada planeta.

En el caso de Mercurio hay un ciclo que suma 46 años que en el período 1618-2124, según la imagen, se repite 6 veces en forma igual aunque no en forma consecutiva. Este ciclo o intervalo repetitivo está formado de la siguiente manera y al cabo de cada período ocurre un tránsito: 13 años, 7 años, 9.5 años, 3.5 años, 9.5 años y 3.5 años.

Este ciclo no es constante (de igual forma) ni consecutivo dada la gran excentricidad de la órbita de Mercurio por ende el movimiento veloz de la línea de los ápsides y de sus nodos, su inclinación orbital y además de la excentricidad de nuestra órbita terrestre casi nula.

Contrario ocurre con Venus que si existe un ciclo de 243 años que se repite en forma casi constante y está formado por: 121.5 años, 8 años, 105.5 años y 8 años, y al cabo de cada período ocurre un tránsito. Es casi constante ya que su excentricidad es casi nula (órbita casi circular) por ende la línea de los ápsides se mueven más lentamente, su inclinación orbital y además de nuestra excentricidad orbital terrestre también casi nula.

Dado que los tránsitos de Mercurio y Venus se están desplazando anualmente hacia el mes siguiente, los de Mercurio ocurrían en Abril u Octubre antes del año 1585. Los de Venus ocurrirán 2 días después de las fechas actuales luego del ciclo de 243 años.

Cálculo de la Distancia al Sol con un Tránsito de Mercurio o de Venus[editar]

Con la observación de un tránsito de Mercurio o de Venus y desde dos observatorios ubicados a gran distancia sobre la superficie terrestre, se puede determinar la distancia al Sol. Método que ha llevado a cabo el astrónomo Edmund Halley. Ver la siguiente infografía:

Ejemplo de la distancia al Sol con un Tránsito de Venus


Contenidos Capítulo Siguiente
Cálculo de un Tránsito
Capítulos
01 02 03
04 05 06