Artes culinarias/Técnicas básicas de cocción/Calentar agua en el microondas

De Wikilibros, la colección de libros de texto de contenido libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Microwave oven icon.png      Esta es una receta que se cocina totalmente al microondas

Chef icon.svg Trucos y consejos


Superheating.svg

Aquí veremos el procedimiento que hemos de seguir para calentar agua en el microondas. Debemos ser especialmente cuidadosos, en especial si la primera vez que lo hacemos y tener previsto el uso de guantes de horno (el microondas lo es)o un paño de cocina o toalla, para protegernos de cualquier eventualidad.

  1. Vierta el agua en una taza o bol apto para microondas, sin tapa, ya que una acumulación de vapor caliente puede provocar que salga con fuerza.
  2. Coloca en el agua un objeto limpio y apto para el microondas. Introduce en el agua un objeto no metálico como una cuchara de palo, un palillo chino o un palito de helado. Esto evita que se produzca un problema peligroso llamado "sobrecalentamiento o supercalentamiento por microondas", por lo que el agua se calienta a una temperatura superior a su punto o temperatura de ebullición normal, sin que la misma se produzca, no apareciendo las burbujas habituales cuando el agua hierve en el fuego de la cocina. Por ello, tan pronto como se agita el agua o se introduce algo forma vapor con mucha rapidez, lo cual provoca una pequeña explosión de agua hirviendo. Para evitarlo, lo mejor es utilizar un recipiente que tenga un raspón o una astilla en la superficie interior.
  3. Los Centros para el control de enfermedades y la Agencia para la protección del medio ambiente (de Estados Unidos) recomiendan hervir el agua durante al menos Duration icon.svg 1 min. para permitir un margen de seguridad o 3 minutos a altitudes superiores a 2000 m.
  4. Por la misma razón que es una buena idea añadir un objeto no metálico al agua o usar un recipiente con raspones, es una mala idea usar recipientes perfectamente lisos.
  5. Golpetee con cuidado el costado del recipiente cuando termine de calentarse, con un palo o cuchara de madera larga.
  6. También podemos revolver el agua caliente con un objeto largo mientras está en el microondas, para cerciorarnos de que no se ha sobrecalentado.
  7. Mantenga el rostro alejado del recipiente hasta que estés seguro de que el agua está apta para su consumo.
  8. Una taza de agua sin ningún objeto en su interior (como un palillo chino) corre mayor riesgo de sobrecalentarse debido a que las burbujas no tienen un lugar donde acumularse. Introducir un objeto en el agua, como hemos indicado anteriormente, es un paso pequeño pero, sumamente importante.
  • No pongas un recipiente con agua totalmente sellado o cerrado en el microondas. El vapor del agua puede hacer que el recipiente se abra de golpe, lo cual provocará un gran desastre. Si usa papel film, agujereelo y con cualquier otro tipo de tapadera, deje la suficiente abertura para que pueda salir el vapor de agua durante la cocción.