Quehacer Científico Sección 01 Ago Oct 15/Las formas del saber y la racionalidad científica

De Wikilibros, la colección de libros de texto de contenido libre.
Saltar a: navegación, buscar

¿Qué es el saber?[editar]

Se denomina saber al conocimiento acerca de una cuestión, problema, disciplina o ciencia, conocimiento que puede tomarse como una representación de la realidad objetiva.  Este concepto también suele usarse como sinónimo de conocimiento o sabiduría. En este caso, saber es un sustantivo. En pocas palabras El saber, no es mas que la información que una persona adquiere, procesa y asimila a través del estudio o de la experiencia.

¿Qué es el conocimiento?[editar]

No existe una única definición de conocimiento. Sin embargo existen muchas perspectivas desde las que se puede considerar el conocimiento, siendo la consideración de su función y fundamento, un problema histórico de la reflexión filosófica y de la ciencia. La rama de la filosofía que estudia el conocimiento es la epistemología o teoría del conocimiento. La teoría del conocimiento estudia las posibles formas de relación entre el sujeto y el objeto. Se trata por lo tanto del estudio de la función del entendimiento propia de la persona.

Tipos de conocimientos[editar]

Vulgar: se conoce bajo este nombre a aquel conocimiento que ha sido adquirido a partir de lo que otras personas han transmitido, de generación en generación, o bien, a partir del contacto directo que la persona establezca con el fenómeno del que se tiene conocimiento.

Científico: este tipo de conocimiento, en cambio, sí busca establecer relaciones para así conformar un sistema entre los distintos saberes en torno a un tema específico.

Intuitivo: de acuerdo con el filósofo Locke, el conocimiento intuitivo es aquel que no requiere de ninguna mediación ni interferencia para alcanzarlo.

Demostrativo: a diferencia del conocimiento anterior, el demostrativo sí requiere de ideas mediadoras a la hora de determinar si existe o no un acuerdo entre dos ideas.

Sensible: por medio de este conocimiento, según Locke, es que se puede tener conocimiento de lo que se denominan existencias individuales, tal como ocurre, por ejemplo, con el sol, y que se encuentran más allá de las ideas que puedan tener las personas.

Artístico: este tipo de conocimiento es el que le permite a las personas no sólo tener una representación abstracta de los sentimientos, emociones o pensamientos.

Formales: estos son los conocimientos que se desarrollan sin tener como base material alguno.

Materiales: a diferencia de los conocimientos formales, los materiales aluden a un determinado fenómeno o material del cual transmiten una serie de datos e informaciones.

Empírico: este se caracteriza por ser prácticamente consecuencia de la experiencia, por lo que los contenidos conceptuales en torno a los fenómenos abordados son sumamente escasos, a veces como consecuencia de la dificultad de expresarlos con conceptos.

A posteriori: este conocimiento es la consecuencia de la experiencia. Es decir que, a partir de esta es que se formulan los razonamientos y los conceptos en torno a un determinado fenómeno abordado.

A priori: también conocido bajo el nombre de analítico, este conocimiento se caracteriza por contener información lógica debido a que justamente la relación que se establece entre los conceptos en torno a un fenómeno es de tipo lógica.


Elementos del Conocimiento[editar]

Sujeto:El sujeto del conocimiento es el individuo conocedor. En él se encuentran los estados del espíritu en el que se envuelven o entran la ignorancia, duda, opinión y certeza. Este se presenta como el punto de que pende por decirlo así, la verdad del conocimiento humano.


Su función consiste en aprehender el objeto, esta aprehensión se presenta como una salida del sujeto fuera de su propia esfera, una invasión en la esfera del objeto y una captura de las propiedades de éste.


Objeto: Es aquello a lo que se dirige la conciencia, a la que se dirige la conciencia ya sea de una manera cognoscitiva, ya sea volitiva. Es lo que se percibe, imagina, concibe o piensa. Su función es ser aprehensible y aprehendido por el sujeto.

Los objetos pueden ser reales o irreales; llamamos real todo lo que nos es dado en la experiencia externa o interna o se infiere algo de ella. Los objetos irreales se presentan, por el contrario, como meramente pensados.


Medio: generalmente hay ausencia de medios especiales, los instrumentos de trabajo son a la vez medios, del conocimiento de la realidad.

Los medios del conocimiento son:

La Experiencia interna: Consiste en darnos cuenta en darnos cuenta lo que existe en nuestra interioridad. Esta experiencia constituye una certeza primaria: en nuestro interior ocurre realmente lo que experimentamos.

La Experiencia externa: Es todo conocimiento o experiencia que obtenemos por nuestros sentidos.

La Razón: Esta se sirve de los sentidos, elabora los datos recibidos por ellos los generaliza y los abstrae, transformando la experiencia sensible y singular en conocimientos que valen en cualquier lugar y tiempo.


La Autoridad: Muchísimos conocimientos que poseemos nos llegan a través de la comunicación de personas que saben mucho sobre el tema, estas personas tienen autoridad científica y lo que divulgan o enseñan merece toda nuestra adhesión.


Imagen: Constituye el instrumento mediante el cual la conciencia cognoscente aprehende su objeto. También es la interpretación que le damos al conocimiento consecuente de la realidad.

Tipos de saber[editar]

¿Qué son los saberes?[editar]

Se entiende por saberes al conjunto o ciencia de conocimiento. Los saberes entablan muchos componentes que se estudian en profundo sobre un tema en particular, interés por toda forma de conocimiento. Distintos saberes tienen distintos tópicos a tratar. Una persona es dicha en saberes cuando profundiza sobre un tema. Se tiene una gran habilidad para detallar y explicar sobre lo un elemento del que se está hablando.

El saber intuitivo[editar]

El saber intuitivo es el saber del corazón El saber intuitivo es el verdadero saber pues, a diferencica del racional que está alimentado de miedo, el intuitivo está alimentado y vive en el amor. Es la imágen arquetípica de la mujer, de la diosa o la hechicera, capaz de percibir el misterio de la vida por su disposición a la magia de la naturaleza. El corazón es la puerta de entrada al SER, al ALMA, a DIOS. Y Dios todo lo sabe.

El alma[editar]

El alma se comunica intuitivamente, desde lo sutil. Y los científicos han demostrado que somos más alma que cuerpo. Vivir desde el corazón, vivir intuitivamente aporta fluidez, evolución y conciencia al que se arriesga a dar un paso hacia delante en el misterio de vivir.

Saber racional[editar]

los animales poseen una conducta intenta que es innata dada por la leyes biológicas y común a la especia. Se trata de un saber practico y concreto gracias al cual sobreviven. Los seres humanos es un animal racional, necesita comprender y para ello saber.

Los perros y los gatos son carnívoros. Aprendieron a entender el sonido de los cuchillos de los carniceros. y acuden a este llamado apra comer sobras. Las palomas de Vitoria, España observan desde las azoteas a los edificios cuando las amas de casa sacuden hacia la calle los manteles por los ventanles abiertos, y acuden a recoger las migajas sobre la acera.

Saber popular[editar]

Si algún saber puede considerarse en cierto modo como un o subjetivo es el saber popular. Es, en efecto, un saber colectivo expresad o en lenguaje claro, preciso y sentencioso, nunca vinculad o con un a personalidad , sino esencialmente anónimo , y ¡no puede ser considerad o como un saber científico por no constituir un sistema ni escuela, hasta el punto de que las expresiones populares son frecuentemente contradictorias, al menos en apariencia .Tiene , además, el saber popular un a cualidad esencial que le separa del saber científico, cual es la de que ,así como éste tiende a la internacionalización, el saber popular es esencialmente particularista , como acorde con la experiencia y la manera de ser de un a civilización determinada , y opone su variedad en el espacio a la uniformidad científica, disponiendo además de un poder de perduración que están mu y lejos de lograr las ideas de la ciencia.

Saberes vulgar u ordinario[editar]

Este saber está presente en todo ser humano: el sentido común. Se experimenta un juicio hacia la realidad que es creado no necesariamente acudiendo a la experiencia. Este se presente sin intencionalidad y de manera espontánea. Es subjetivo ya que está teñido por emociones, hábitos, costumbres, etc. de cada persona en particular. Se utiliza un lenguaje comprensible, sirve para el día a día, por ejemplo: “Va a llover porque el viento viene del este”.

Saberes religiosos[editar]

No tratan de explicar la realidad mediante hechos concretos y refutables. Se basan en materiales divinos, como la fe, para crear una realidad. Los fenómenos no son explicados de manera discutible. Se dice que las respuestas de los saberes religiosos son: • Irracionales: se basan solamente en la fe. • Dogmaticas: No son discutibles, son así porque sí. • Trascendentes: Son revelaciones de un ser transcendentes que se ha presentado a un grupo de individuos privilegiados. • Elitistas: Lo dictado por los dioses pueden ser interpretados y monopolizados por un grupo seleccionado de individuos: sacerdotes, teólogos, etc.


Saber Tecnico[editar]

La experiencia hizo el conocimiento técnico. Se origina, cuando de muchas nociones experimentadas se obtiene una respuesta universal circunscrita a objetivos semejantes.

Saber Empirico[editar]

También llamado vulgar, es el conocimiento popular, obtenido por azar, luego de innumeras tentativas. Es ametódico y asistemático.

El conocimiento común o popular está basado fundamentalmente en la experiencia, puede ser verdadero, falso o probable, teniendo las siguientes características: • Es asistemático porque carece de métodos y técnicas.

• Es superficial porque se forma con lo aparente.

• Es sensitivo porque es percibido por los sentidos.

• Es poco preciso porque es ingenuo e intuitivo.

Saber Cientifico[editar]

Va más allá de lo empírico, por medio de él, trascendido el fenómeno, se conocen las causas y las leyes que lo rigen.


Sus características:

• Es cierto porque sabe explicar los motivos de su certeza.

• Es general, la ciencia partiendo de lo individual, busca en él lo que tiene en común con los demás de la misma especie.

• Es metódico, sistemático su objetivo es encontrar y reproducir el encadenamiento de los hechos, lo alcanza por medio del conocimiento de las leyes y principios. Por eso la ciencia constituye un sistema.

Saber Cotidiano[editar]

El conocimiento común cotidiano, también conocido como empírico-espontáneo, se obtiene básicamente por la práctica que el hombre realiza diariamente, lo cual ha permitido a la humanidad acumular valiosas y variadas experiencias a lo largo de su historia.

Tiene lugar en las experiencias cotidianas.

Es y ha sido respuesta a necesidades vitales.

Ofrece resultados prácticos y útiles. Se transmite de generación en generación.

Saber Mitico[editar]

son narraciones que intentan buscar respuestas a cualquier problema que no se puedan solucionar mediante una actividad.

El mito nos hace entender el cosmos, y el lugar que ocupamos en él. Este mundo abarca personajes irreales como dioses y héroes como Zeus, Poseidón..todas estas narraciones mitológicas suceden en un tiempo imaginario.

La filosofía ha cambiado la experiencia de la realidad. En la antigua Grecia la naturaleza dominaba al ser humano, ellos dependían de ella, no la controlaban. Sin embargo, en el mundo actual, es el ser humano el que domina la naturaleza mediante el saber técnico. Pero hay veces en las que aparte de dominarla, la destruye, y el ser humano no se da cuenta de que si la destruimos, estamos destruyendo “nuestro lugar”; lugar que antiguas generaciones han sabido conservar, y lugar que no puede ser sustituido, ya que el ser humano solo puede habitar en el planeta Tierra. Centrándonos mas en el significado filosófico de la naturaleza, deducimos que no la podemos controlar y que es sagrada (acorde con los griegos)

Este saber carece de fundamento porque los interrogantes de los fenómenos naturales no pueden ser demostrados, son interrogantes que todos nos preguntamos, pero ningún ser humano ha sabido demostrar ninguno de ellos a ciencia cierta. También es un pensamiento acrítico porque no explica en que se ha basado para deducir sus mitos y creencias. Es normativo y social porque establece unas normas y porque estratifica la sociedad. Sus 4 últimas características son antropomórfico que todo lo que en el mundo sucede es a causa de unos seres bien sean humanos o dioses en el caso de Grecia, comprometido porque el ser humano se compromete a dar culto a los dioses , ahistorico porque es adoptado en cualquier época de la historia y anónimo porque en realidad nunca se ha llegado a saber quien propagó todos estos mitos, son fruto del tiempo y de la memoria de los seres humanos.

SABER MITICO: Partiré del ejemplo de un Mito: Se analizará en él, el carácter imaginativo, arbitrario y pedagógico de este saber... Es decir buscar un Mito y exponerlo, se pueden elegir mitos que tengan relación con el lenguaje corriente: Eolo., Venus, Prometeo, Caja de Pandora, Vulcano... Los mitos eran potentes armas retóricas, destinadas a perpetuar la identidad de la sociedad griega (esto es)modelos de comportamiento dentro de la sociedad, el mito tiene una importante función ideológia se debe a la relación del mito con la experiencia de lo sagrado.

CONCEPTOS DE MITO: Saber de tipo narrativo, transmitido por el pueblo generalmente en forma oral y sujeto a múltiples cambios.

MITOS HOY: EL MITO no es solo propio de la cultura primitiva, sino de cualquier época porque las necesidades que cubre son connaturales al hombre., la diferencia es que en cada época se manifiesta distinto, se puede considerar la existencia en nuestra sociedad de mitos establecidos que consideramos ficción, pero que siguen evocando los mismos efectos que uno "vivo", otros que al funcionar dentro de nuestra propia sociedad, no concebimos como mitos, sino como ideas o concepciones acerca del mundo que son perfectamente válidas y cotidianas, es decir como verdad.

CONCLUSION: El saber mitico- El mito no es un adorno textual, El mito cumple una función social clara que es necesaria en toda comunidad. Nuestra sociedad, caracterizada por un progreso tecnológico jamás visto por el hombre, creo necesita de sus mitos, esos que sirven de los avances tecnológicos para difundirse y cumplir su función. una prueba de ello, son las personas que utilizan este medio (internet) que van en busca de mitos o tal vez quieran crearlos o transmitirlos, aprovechando la facilidad que le ofrece la red.

El pensamiento Mítico-religioso busca la causa de los fenómenos más allá de la naturaleza. Estos fenómenos ocurren porque fuerzas sobrenaturales deciden que sea así. Los pensamientos míticos llevan a escribir libros sagrados y a no desobedecer nunca la palabra divina de algún Dios. Este pensamiento es fijo y no varía, por lo tanto no evoluciona

El pensamiento mítico constituyó la primera fase de la Historia del conocimiento ... Todos los pueblos, todas las civilizaciones y culturas, han contado en sus orígenes con una etapa mítica. Una etapa en la que las explicaciones de los hechos problemáticos de la Realidad están teñidas de elementos fantásticos y seres fabulosos creados por la imaginación del Hombre ... La etapa mítica del conocimiento es, pues, una etapa eminentemente imaginativa: la Imaginación, no la Razón, fue la encargada de satisfacer, en un principio, esa necesidad de conocer que, desde sus orígenes, acompaña al ser humano ...

Desde el punto de vista del conocimiento, podríamos comparar la etapa mítica de la Humanidad con la etapa infantil de una persona, pues, también en el caso del niño, la imaginación precede a la razón en el camino del conocimiento: los niños suelen ponerle mucha imaginación a sus explicaciones y respuestas.


El conocimiento mítico Dentro de este tipo de saber incluímos una vasta gama de inquitudes humanas, desde las supersticiones hasta las mitologías y las religiones monoteístas, las que, si bien son diferentes entre sí en muchos aspectos, comparten no obstante el hecho de constituír una forma de conocimiento distinta al saber cotidiano, y cuyas características enunciamos a continuación.

1) El saber mítico es explicativo.- Quizá los antiguos sabían como hacer para matar a ciertos bichos que comian la cosecha, pero no sabían como hacer que llueva para que la cosecha no se perdiera. El saber cotidiano revela aquí toda su impotencia frente a cuestiones que están más allá de sus posibilidades reales: no puede recurrir ni a la experiencia ajena porque sus padres no saben como hacer llover, ni a la experiencia propia porque una vida no le alcanza para descubrir como controlar la lluvia.

El hombre decide entonces inventar una causa para actuar sobre ella y producir el efecto deseado. Tal vez se pueda hacer llover si en las noches de luna llena duermo con un sapo muerto debajo de la cama (solución supersticiosa), o si invoco la clemencia o los favores del dios de la lluvia (solución religiosa). Como vemos, el hecho de inventar una causa de la lluvia es ya plantearse una explicación para la mísma: llovió porque dormí con el sapo o porque un dios tuvo clemencia de mi pueblo. No se trata ya, como vemos, de una explicación superficial sino de una explicación más profunda, fundada en vínculos de causa-efecto mágicos. Dotado de esta nueva herramienta explicativa, y tal vez motivado también por su afán su curiosidad, el hombre se lanzó a partir de allí a explicaciones más vastas, como dar cuenta de los orígenes del universo, del hombre o de los animales, naciendo así los diversos mitos de la humanidad.

2) El saber mítico es práctico.- No obstante, lo que prevalece en el saber mítico es la finalidad práctica sobre la especulativa. Cada vez que se necesitaba resolver una situación concreta y el saber cotidiano nada podía hacer, se recurría a actitudes superticiosas o religiosas.

3) El saber mítico es dogmático.- Nada más dogmático que una creencia supersticiosa o religiosa. Se trata de 'ilusiones' en un sentido similar al freudiano (3), es decir, una creencia muy particular porque en su motivación u origen se esfuerza el trabajo del deseo, lo que implica que el sujeto mantiene su creencia a pesar de que la realidad objetiva le dice lo contrario.

En efecto, el sapo debajo de la cama no es la causa de la lluvia, y a pesar de que el campesino duerme con él, no siempre llueve (esta es la realidad objetiva). Su creencia inconmovible en el sapo hace entonces que no la abandone e invente entonces explicaciones ad hoc para justificar el fracaso, como por ejemplo pensar que el ritual no se realizó con la debida exactitud ni el debido orden en los pasos. Tal vez la complejidad de ciertas rituales sirva a este propósito de poder encontrar fácilmente explicaciones que permitan mantener la creencia cuando fracasan los intentos por controlar la naturaleza. Acerca del por qué este saber es dogmático, podría pensarse que es la última oportunidad que el hombre siente que tiene a su disposición para dominar los acontecimientos del mundo, lo que lo fuerza a creer en él más allá de toda consideración de la realidad objetiva.

4) El saber mítico es mágico.- El carácter mágico de este saber reside en el tipo de explicaciones que plantea, es decir, explicaciones que, no solamente están no están fundadas en los hechos, sino que además invocan vínculos mágicos de causa-efecto, como lo hemos ya indicado.

Referencias bibliográficas[editar]

www.tipos.com

www.wikipedia.com