Patología de la edificación/Entramados de madera/Protección preventiva

De Wikilibros, la colección de libros de texto de contenido libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

TRATAMIENTOS PREVENTIVOS[editar]

a) tratamientos preventivos basados en el grado de penetración del protector en la madera[editar]

-tratamiento superficial: logra penetraciones entre 1 y 3 mm.

-tratamiento medio: penetraciones medias de 3 a 6 mm, sin alcanzar el 75% del área impregnable.

-tratamientos profundos: cuando se alcanza una penetración media del protector superior al 75% del área impregnable.

b) tratamientos preventivos basados en el grado de humedad de la madera[editar]

tratamientos preventivos con madera húmeda

Se aplican a la madera con un grado de humedad superior al 28%, es decir, con agua libre en los lúmenes celulares.

-PULVERIZADO SUPERFICIAL: se emplea en madera recién apeada, que tiene que permanecer en el monte un tiempo después de la corta. El método consiste en que el tronco después de su peo y desrame, se pulveriza con la solución del protector.

- SUSTITUCIÓN DE SAVIA: aplicado a rollizos después de 2 ó 3 días tras su corta. La solución química se pone en contacto con la albura, de forma que sea la savia circulante la que conduzca la solución. Existen diversas variantes:

1 método Boucherie simple, consiste en conectar un depósito de protector elevado, con el extremo más grueso del rollizo, mediante una manguera y colocar en éste último una cabaza metálica. La solución del protector penetra en la albura de la madera y sustituye progresivamente la savia.

2 método Boucherie modificado. Se han incluido las nuevas tecnologías en el proceso, p.ej. sustituyendo la presión estática por la de un compresor, colocando una cabeza de presión en la testa de mayor diámetro y de succión en la de menor diámetro.

- DIFUSIÓN: Este sistema se basa en que al mezclar dos soluciones iguales, con distinta concentración, se obtiene al cabo de un tiempo, una solución media. El agua de los lúmenes celulares es la encargada de introducir el protector desde la superficie. Consiste en la aplicación a la superficie de la madera, de soluciones acuosas de protector, produciéndose una penetración inicial superficial a la que sigue una difusión hacia el interior por el agua libre de los lúmenes celulares alcanzándose finalmente una penetración en la totalidad de la albura y, en ocasiones, mínima de duramen. El método consta de las siguientes fases:

-desecación parcial de la madera

-impregnación superficial

-difusión

-secado final

Presenta varios inconvenientes, debido a que no se pueden utilizar productos que reaccionen entre sí, además el tiempo de tratamiento es superior al empleado con sistemas de autoclave para un mismo grado de protección y no es adecuado su uso en maderas que deban colocarse en lugares húmedos o a la intemperie.


tratamientos preventivos con madera seca

Son los más empleados, pudiendo clasificarse en función del grado de penetración del protector y diferenciándose en los siguientes sistemas:


- TRATAMIENTOS SUPERFICIALES

1 pincelado: La aplicación del protector se realiza mediante tres manos de producto, mediante brocha o pincel, dejando secar entre ellas. La protección que confiere este sistema es muy baja, no debiendo utilizarse con madera a situar en lugares húmedos. Es óptima en madera de carpintería constructiva de escaso grosor.

2 pulverizado: tanto manual, como mediante túnel de pulverizado, consiguiendo con el primero una protección similar al método anterior. En el caso de pulverizado en túnel, la madera se arrastra mecánicamente a través de un juego de boquillas orientadas, que impregnan todas las caras de la madera. Este sistema protege a la madera frente a la fotodegradación solar, además puede incluir elementos insecticidas y fungicidas, así como pigmentos antifotodegradantes.

3 inmersión breve: consiste en sumergir totalmente la madera a temperatura ambiente, durante un breve espacio de tiempo, tras el que se somete a un proceso de secado. Es aconsejable su utilización en ambientes de escasa agresividad.


- TRATAMIENTOS EN PROFUNDIDAD

1 inmersión prolongada. Sistema semejante al anterior en el que el periodo de tiempo de inmersión alcanza semanas o meses. Aun siendo un sistema sencillo y barato, tiene el inconveniente del tiempo de ejecución, pues a nivel industrial, es inviable

2 inmersión caliente y fría. Mejora el tiempo y grado de protección del sistema anterior. Consiste en la introducción de la madera, de forma sucesiva, en un baño caliente y otro frío de solución de protector. En la inmersión caliente, el aire trata de salir de la madera en forma de burbujas, mientras que en la fría el protector ocupa el lugar que deja libre el aire. La mayor ventaja que este sistema supone, es el elevado grado de protección, mientras que el principal inconveniente es la necesidad de una instalación fija, con elementos calefactores.

3 tratamientos con empleo de autoclave. El empleo de la autoclave ha supuesto un avance en la protección de la madera, puesto que es la única forma de conseguir elevados grados de penetración y retención en maderas de baja permeabilidad. Los elementos principales de las plantas industriales autoclaves son:

-cámara de tratamiento, capaz de aguantar elevadas presiones internas.

-bomba hidráulica, capaz de alcanzar presiones elevadas en cortos espacios de tiempo.

-bomba de vacío para condensar los vapores extraídos de la cámara y recuperar el disolvente.

-compresor de aire.

-caldera de vapor, realiza el calentamiento de la madera o de la solución del protector.


MANTENIMIENTO DE ESTRUCTURAS CON MADERA TRATADA[editar]

La madera tratada requiere muy poco mantenimiento, pero éste debe ser efectuado por una persona con experiencia. El equipo recomendado en el mantenimiento de las estructuras consta de: un medidor de humedad, formones y barreno pressier.

Las estructuras de madera tratada tienen diferentes clases de riesgo, según sean éstos así será el mantenimiento a efectuar, el cual también depende del uso al que va a estar sometida.


1. estructura de madera bajo techo

1.1. Limpiar polvo, hojas y acumulación de materiales acarreados por el viento.

1.2. Restaurar el acabado de la superficie con barniz, laca o aceite danés, cuando estos muestren signo de deterioro.

1.3. Reemplazar madera que presente deterioro por entrada de agua (la madera tratada para bajo techo no debe estar expuesta durante periodos prolongados a goteras o entradas de humedad)


2. Madera a la intemperie

2.1. Limpieza básica. En general para todas las superficies se debe limpiar el polvo, hojas y acumulación de materiales depositados por el viento.

2.2. Mantenimiento superficial. Anualmente limpiar la superficie con cepillo, agua e hipoclorito al 3%. Se dejar secar y por último, se aplica una mano de Impermeabilizante.

2.3. Mantenimiento de Herrajes Se debe tener especial cuidado con el mantenimiento de los herrajes. Todos éstos junto con las fijaciones deben ser galvanizados o de acero inoxidable. Se deben inspeccionar los tornillos, verificar que estén en buenas condiciones, con una periodicidad de seis meses. Revisar herrajes expuestos a la intemperie y remplazar por nuevos aquellos en que haya evidencia de corrosión. Se debe extraer el tornillo herrumbrado. Recuperar el hueco con un taco de madera tratada y luego volver a colocar un tornillo nuevo en un lugar apropiado.


3. Madera a la intemperie en contacto con el suelo

3.1. Madera a la intemperie Se debe hacer una inspección similar al mantenimiento superficial descrito en el apartado anterior. Todos los herrajes y fijaciones deben ser galvanizados o de acero inoxidable. Enterradas cada 5 años se deben evaluar las partes enterradas en el suelo. Se debe excavar alrededor del poste y punzar con un formón o cuchillo afilado observando el estado de la madera. Se debe examinar hasta una profundidad máxima de 40 cms. Aplicar una pasta y envolver cerrando con unas grapas que sostengan el plástico envolvente. La envoltura plástica se requiere para obligar que la difusión ocurra hacia el interior de la madera y no expanda hacia el suelo.

3.2. Postes encamisados de hormigón Se practicará el mantenimiento superficial. Cada 10 años se perforará con barreno pressler un orificio de 6.5 mm. hasta llegar al centro del poste. Durante esta operación se puede detectar perdida de resistencia de la madera. En caso de observarse algún grado de deterioro se le deberá aplicar tratamiento con preservante líquido, inyectadolo. Luego se debe sellar este túnel con un tapón de madera tratada


4. Madera expuesta al agua salobre o salada.

4.1. Debe ser madera tratada para este uso. Debe inspeccionarse anualmente la condición de la madera y reemplazar la que presente deterioro.