Patología de la edificación/Apeos/Descripción de apeo de edificación

De Wikilibros, la colección de libros de texto de contenido libre.
Saltar a: navegación, buscar

El apeo es una estructura auxiliar que asegura la estabilidad de un edificio o de algunas de sus partes en el caso de que los sistemas estructurales de éste tengan que permanecer fuera de servicio. Es fundamental, para su puesta en obra, el conocimiento y la interpretación total de la estructura existente, ya que supone una variación estructural en la edificación en que se instala.

La función de estos sistemas es suspender por un tiempo el trabajo mecánico a realizar por algunos elementos estructurales del edifico, mediante una transferencia de esfuerzos, constituyendo un sistema de equilibrio de fuerzas formado por los elementos de apeo y los propios del edificio apeado.

El concepto de apeo, por lo tanto, está muy ligado a un carácter efímero, dado que su finalidad y objetivo es devolver a la estructura dañada las condiciones óptimas de seguridad y estabilidad. Por el contrario, la idea de refuerzo no implica esta temporalidad, ya que pueden ser empleados como soluciones definitivas, ayudando a la estructura existente.

Así, a grandes rasgos, los apeos y todas las estructuras auxiliares deben cumplir unas condiciones básicas que respondan a sus definiciones: carácter estructural y carácter efímero:


- Resistencia y estabilidad ante las cargas a transferir

- Optimización económica y de montaje

- Seguridad para las personas y para el propio edificio


Un apeo debe garantizar la estabilidad del edificio y su habitabilidad cuando se trate de una solución definitiva. La actuación final dependerá del destino final que se plantee para el edificio (ver capítulo 2). D esta manera, cabe señalar la existencia de apeos que sirven a otros apeos, como los encargados de asegurar estabilidad y funcionalidad en la fase de construcción de otro apeo de carácter más duradero.