Billar/Técnica/Clases de puentes

De Wikilibros, la colección de libros de texto de contenido libre.
Saltar a: navegación, buscar

Clases de puentes

Se le denominan puentes a las diferentes posturas de la mano en que se apoya y se desliza la flecha del taco. Se recomienda realizar estas posturas a una distancia entre 15 y 20 centímetros de la bola tacadora.

Existen varias posturas de la mano pero las más utilizadas son el puente con anilla y el puente en abanico sin anilla.

El puente con anilla

Se logra apoyando sobre la mesa toda la región hipotenar (el lado de la mano bajo el dedo meñique) y el dedo meñique ligeramente flexionado, sobre este dedo se ubica el dedo anular haciendo una curvatura similar; sobre el anular, con una curva menos pronunciada y con la falange distal (la última del dedo) apoyada en la mesa, se apoya el dedo medio.

La yema del dedo pulgar se apoya sobre la articulación entre la primera y segunda falange del dedo medio y con el índice recogido y apoyado sobre el pulgar, se forma el anillo por donde se debe deslizar de manera firme el taco.

Una variante de esta posición, que en ocasiones presenta un poco más de comodidad a los principiantes en este deporte, es la que sucede cuando los dedos de apoyo sobre la mesa se extienden un poco.

El puente en abanico o sin anilla

Con la palma de la mano apoyada sobre la mesa, se flexiona la mano de tal manera que teniendo los dedos separados en forma de abanico y haciendo contacto con la mesa, se pueda apoyar el dedo pulgar contra la primera falange del dedo índice. De esta manera se forma una especie de canal o ranura externa por donde se desliza el taco.

El puente en abanico es muy utilizado en las modalidades de pool y snooker, debido a que por la posición tan cercana de la cara sobre el taco permite una perfecta visualización de la línea de ataque.

Variantes de los puentes

Cuando la bola queda muy próxima a la banda o en contacto con ésta, se utilizan el dedo pulgar y el dedo medio como guía. Se pega el taco a la parte externa del pulgar y a la falange distal del dedo medio, mientras que el dedo índice se pasa por encima del taco y del pulgar, que en este caso sirve como apoyo.

Cuando se requiere una ejecución o tacada por encima de una bola diferente a la tacadora, se deben ubicar los dedos con las yemas apoyadas sobre la mesa y el dedo pulgar estirado y apoyado contra la primera falange del dedo índice.

Para ejecuciones de muy corto recorrido se utilizan el puente con anilla y los dedos recogidos, también se utiliza el puente sin anilla con los dedos igualmente recogidos.