Creatividad/Innovación una experiencia de 5to año en Administración Gerencial de la UTN-FRT/¿Hemisferio derecho o hemisferio izquierdo?

De Wikilibros, la colección de libros de texto de contenido libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Administración Gerencial 5to Año de Ingeniería en Sistemas de Información - UTN-FRT.
Grupo N° 6
Autores: Cátedra: Carrera:
Fresia, Diego Administración Gerencial Ingeniería en Sistemas de Información
Hormigo, Ricardo
Petrelli, Nadia

Hemisferio izquierdo o hemisferio derecho[editar]

El cerebro humano es un sistema estructural y funcional diseñado para recibir información, integrada de modo flexible y creativo para elaborar conductas destinadas a la adaptación. Una de las partes fundamentales del cuerpo humano es el cerebro en el que se halla dividido por 2 partes muy importantes: el hemisferio izquierdo y hemisferio derecho. Una de las teorías de los hemisferios divide a los pensadores en 2 campos:

  • a- Simultáneos visuales (hemisferio derecho)
  • b- Simultáneos lineales (hemisferio izquierdo)- personas diestras

Una de las diferencias más significativa del hemisferio izquierdo, realiza funciones en la que su parte motriz es capaz de reconocer grupos de letras formando palabras. En la que se refiere a:

  • a- El habla
  • b- Escritura
  • c- Numeración
  • d- Matemáticas
  • e- Lógica

También tiene las facultades necesarias para transformar un conjunto de información en palabras (gustos y pensamientos). Gobierna la parte derecho del cuerpo y realiza el análisis en el tiempo. Piensa en términos de ideas encadenadas, un pensamiento sigue a otro, llegando a menudo a una conclusión convergente. Mientras que el hemisferio derecho tiene la función de controlar el lado izquierdo del cuerpo, maneja las sensaciones, sonido, imágenes y se especializa en la percepción global sintetizando toda la información que llega, tratando de entender metáforas, soñar y crear nuevas combinaciones de ideas. Es más intuitivo que lógico y está más vinculado a los sentimientos. Tiene más eficiencia para las tareas visuales y espaciales. El hemisferio derecho es responsable de generar la chispa de la creatividad. Si las inquietudes del creativo no son procesadas y organizadas por el hemisferio izquierdo, quedarán sólo como ideas potenciales.

Por Ejemplo: Los músicos desarrollan más sus sentidos porque utilizan ambas manos al tocar instrumentos musicales desarrollando los hemisferios por lo que lo hacen personas más creativas e innovadoras. Para poder explotar el verdadero potencial del cerebro debemos romper lo que se denomina “patrones mentales” también llamados “patrones de pensamiento” son rastros de memoria en sus tejidos cerebrales que funcionan como unidades de pensamiento completas y para ello si queremos enfrentar a una situación de pruebas en el cual nosotros ya tenemos incorporado en nuestra memoria entonces los patrones nos hacen tomar una elección de un camino que ya conocemos y en este caso para poder romper dichos patrones con el objetivo de poder explotar al máximo nuestra creatividad se puede experimentar pruebas a fin de obtener nuevas ideas que antes no se contemplaba:

Ejercicio cerebral:[editar]

¿Cuál sería la última letra que deberíamos determinar para que continúe con la siguiente secuencia?
U D T C C S S O ¿?

Nuestra respuesta básicamente sería cualquier letra del abecedario o vocal pero si logramos romper nuestro patrón mental.

La respuesta correcta seria:
U D T C C S S O N
Uno Dos Tres Cuatro Cinco Seis Siete Ocho Nueve

Conclusiones[editar]

La creatividad no es propiedad de los genios, y sí, algo que todo ser humano puede despertar en sí mismo a través del entrenamiento y estímulo. Tampoco la creatividad se limita a la inteligencia como un “ingrediente crucial”, más bien, su capacidad de desarrollo se vincula, de manera interesante, con la capacidad y fluidez del pensamiento divergente, que al fin le permite al ser humano elaborar, resolver problemas, divergir, proponer, inferir de forma original, flexible, diversificada y creativa. Lamentablemente, nuestros centros educativos en la insistencia de priorizar el pensamiento convergente, van cada vez más atrofiando la capacidad de creación del cerebro. En los últimos años se preocuparon con que los alumnos resolvieran los problemas correctamente, no creativamente. Estimular el cerebro creativo como un todo, ya que los dos hemisferios participan en todo aprendizaje, permitiendo que pensamiento convergente y pensamiento divergente, en conjunto, estén presentes en los procesos de creación, combinado las habilidades de ambos hemisferios en un torbellino de ideas, conocimientos, destrezas, imaginación e intuición.


Bibliografía[editar]

Enlaces[editar]